[Opinión] "Rangers y su desastre en Calama"

Herido en lo más profundo de su orgullo volvió el rojinegro desde el desierto, el cobre tuvo tan alto precio que ningún piducano lo pudo pagar.

Imagen de Juan José Alfaro
3,516 Lecturas
26 de Septiembre, 2016 13:09
A dar vuelta la página, pero sin olvidarla (Foto Anfp)

Después de la desastrosa y vergonzante derrota que acabó con el invicto de Rangers, se hace perentorio retomar rápidamente el camino insinuado hasta antes del desastre de Calama, no hay margen para experimentos, ni discursos que apunten a que aún queda mucho torneo por delante, las oportunidades de trascender suelen ser escasas y cuando se dejan escapar es muy difícil perseguirlas sin saber dónde están.

La dicotomía generada entre el equipo menos batido y el que recibe cuatro goles en su primera derrota, abren interrogantes genuinas sobre la fiabilidad de un plantel que sufre tres bajas y su rendimiento cae en forma dramática, más aún teniendo en cuenta que se enfrentaba al equipo de peor rendimiento del torneo, y el botín no era otro que el liderato exclusivo del torneo.

Almandoz tiene como misión perentoria detener todo atisbo de cuestionamiento a su trabajo y para aquello no existe otra receta que retomar la victoria de manera inmediata, sin conformismos basados en el trabajo semanal o la entrega de sus jugadores. Abrir una grieta mayor a tamaña derrota, no es dable ni menos esperable a un equipo que en su discurso aspira al ascenso.

Quienes se calzan la camiseta rojinegra están llamados a sacarse rápidamente la arena de ese desierto donde arriaron nuestra bandera, el amor propio y la expertise de profesionales de valía, no debiesen tener inconvenientes para volver al carril correcto, solo y cuando asuman ese desastre como el único margen de error tolerable en la campaña.

Ni matas de ruda, ni baños “purificadores” de vinagre, atesorados como soluciones en otros clubes, deben ocupar la agenda de prioridades de un club serio como Rangers de Talca, milagros existen, pero generalmente vienen como consecuencia de ser inteligente a la hora de ejecutar un trabajo.

Rangers debe reconquistar a una hinchada que está dolida, que comenzaba a distinguir cierta coherencia entre lo diagramado en el discurso y lo visto en la cancha, pero que fue sacudida por la realidad de una catástrofe no pronosticada.

El control de daños de la “ONEMI piducana” requiere franqueza y certezas, sin ese ejercicio es mucho más difícil poner de pie el edificio rojinegro. El sábado a las 20 horas frente a San Felipe en el Fiscal de Talca, veremos si el daño fue solo cosmético, o bien alcanzó la estructura del mismo.

Versión para impresiónEnviar a un amigo

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de los ciudadanos que los emiten (con nombre, sin pseudónimos). Cualquier opinión que contenga insultos, injurias y/o calumnias no pasará el filtro de moderación.

Comentarios en Facebook

Agregar Comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd> <p> <br>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

Aqui podría estar su imagen. para registrarse, haga clic aquí.

CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.